Últimos comentarios

Selecciona una categoría:

Blog: Karmenka desde los Polos

Área geotermal de Krafla

(Crónica recibida por teléfono satelitario)

Tras el buen sabor de boca de la Península Melrakkaslétta con esa parada en el punto más septentrional de la isla, avanzamos hacia el oeste, recorriendo la península de Tjörnes, mostrando a Irene lugares posibles donde observar al frailecillo, ave emblemática de Islandia.

Tras un día por estos acantilados y antes de continuar nuestra vuelta hacia el oeste, descendemos algunos kilómetros para enseñar a Cristina el área geotermal de Krafla, asociado al rift o separación de las dos placas tectónicas que configuran esta isla. Sabemos que como futura ingeniera de minas, le va a encantar.

El sistema volcánico de Krafla cuenta con una caldera de aproximadamente 10 km de diámetro y una larga zona de fisuras. Se han registrado veintinueve erupciones de este volcán de 2 km de profundidad, teniendo lugar la última de ellas en 1984. Entre los años 1724-29 tuvieron lugar los llamados fuegos de Mývatn, donde numerosas fisuras volcánicas se abrieron y las fuentes de lava ocasionadas se pudieron ver desde el sur de la isla. Asociada a Krafla existe una planta geotérmica que abastece gran parte del consumo energético del país que está funcionando desde 1977.

En los alrededores se puede contemplar una fantástica área geotermal plagada de barro hirviente, solfataras y fumarolas. ¿Sabéis que las solfataras se caracterizan por el olor a huevos podridos? Ello es debido a que desprenden ácido sulfhídrico, el cual en contacto con el aire deposita una pátina amarilla de azufre nativo.

Otra curiosidad, ¿sabéis por qué surge ese barro hirviente en lugar de agua? Es debido a que en esa zona donde se produce, al acuífero subterráneo ya no le queda prácticamente agua, sólo la de la arcilla y por tanto aflora el barro hirviente.

En el margen del sistema volcánico de Krafla se encuentra el lago Mývatn, que con sus 39 kilómetros cuadrados es el tercero en tamaño de Islandia, mientras que su profundidad sólo llega a los 4 metros. El área de este lago está considerada como El Dorado de los vulcanólogos y los ornitólogos. ¡Vamos!, que es un extraordinario laboratorio al aire libre.   

  • Adolfo en primer plano, Cristina e Irene al fondo de la cueva
  • Adolfo siempre con sus explicaciones ayuda a entender todos los procesos
  • Área geotermal
  • Barro hirviente
  • Cueva formada en el rift con agua caliente
  • En el rift o separación de placas tectónicas
  • Lago Mývatn con una alineación de cráteres en su interior
  • Planta geotérmica de Krafla

Compartir:

Comentarios:

Escribe un comentario:

*:
*:
*: